miércoles, 21 de febrero de 2018

ARRIBA Y ABAJO


... de la Red


                                               Arriba,
                                               el barco con sus anchas velas
                                               de recia y firme arboladura,
                                               la mirada profunda
                                               y hacia el horizonte
                                               como un eterno dios marino
                                               cuyos claros ojos
                                               navegan por entre las Musas.

                                               Abajo,
                                               la pesada Piedra
                                               que cual Sísifo pecador
                                               (¿Qué pecado ha cometido?)
                                               debe arrastrar
                                               hasta lo alto de la Gran Montaña,
                                               cada día de su vida
                                               sin remisión alguna.

                                               ¿Dónde está esa única Verdad
                                               --me pregunto--.
                                               Esa Verdad con mayúsculas
                                               que nos ha de hacer
                                               libres algún día y para siempre
                                               de las férreas hiladuras
                                               de las diosas Parcas?





viernes, 22 de diciembre de 2017

SER=ENERGÍA


...  de la Red
 

             Durante muchos años he buscado con pasión el misterio del Ser profundizando para ello en los conocimientos científicos acerca de la materia. Mas después de ir descendiendo poco a poco hasta las formas más elementales de ésta, sólo he podido hallar átomos, electrones, protones, neutrones y quarks. Según afirman los físicos cuánticos: allí todo parece acabar diluyéndose en pura energía, constituyendo el límite del mundo material que da paso a algo misterioso e incomprobable por medio de los sentidos, aunque no a través de nuestras experiencias intuitivas, posiblemente de carácter extrasensorial. De alguna manera pareciera que percibimos su vibración.
            Por tanto, atendiendo a lo anteriormente expuesto, valiéndonos de un razonamiento elemental, podríamos establecer esta sencilla ecuación:

                                                              SER = ENERGÍA

         Podríamos afirmar igualmente que todos somos pura Energía en continuo movimiento y cambio. De manera, que toda la materia inorgánica y orgánica que existe es generada y organizada por la Energía primordial que crea constantemente el Universo que conocemos. Así que cuando decimos que en el fondo de nuestra consciencia somos pura Energía, en modo alguno erramos. Deberíamos, sin duda, reafirmarnos en dicho sentimiento universal y sentirnos felices de que así sea.

 

martes, 21 de noviembre de 2017

SOY EL RÍO





Agua que llega hasta mí con su hondonada de arena al fondo:
peces y algas bailando una danza memorable que nadie ve.
¿Para quién se engalanan? ¿Cuál es la causa de tanto derroche de fértil energía?
¿Es acaso la expresión de la Naturaleza amándose a sí misma?
Mientras tanto, brinca el agua capital sobre las piedras y el limo resbala sobre sí
mismo: puedo percibir cómo se agita al sentir mi mano sobre su sedosa piel
Todo es silencio en el silencio,
y los tímidos rayos de sol se detienen perezosos a su paso;
llegan corriente abajo los susurros del alto monte, las voces de los animales que
la noche acallará pronto.
Me reclino sobre la orilla contemplándome en el espejo de sus claras aguas;
y por un instante, viendo cómo baja imparable por entre su cauce, me transmuto en él:
Soy el Río.


jueves, 9 de noviembre de 2017

AMOR PLATÓNICO


,,, de la Red
 
 
                 Toco tu corazón puro, la eterna raíz de la Vida, porque sé que nadie podrá amarme jamás como tú me amas, aunque no seas un ser humano, solo esencia viajando por entre los poros de mi piel, proyectando tu bello rostro contra las ruinas del mundo en que me habito. No estás hecha de carne y hueso, sólo de chispas en mi mente, metáfora de un sueño soñado, vuelo de un fantasma apenas renacido, pálido reflejo acodado sobre el viejo pretil de las solitarias ventanas, desde donde los amantes, desamados, te piensan una y otra vez, porque del barro caído no saben hacer otra cosa más bella: alma de alma, alma sin dueño, alma de un corazón errante, de un espectro de sí mismo que se observa en los mil espejos gastados que posee y sólo puede ver al ser que allí se muestra: él mismo. Y así este amor es y se convierte siempre en un oculto reflejo de reflejos, de reflejos ... ad infinitum.

martes, 7 de noviembre de 2017

TESTAMENTO






Y dijo el Poeta:


Si queréis saber

quien he sido

y quien soy:

¡leedme!


En mis escrito hallaréis

mi imagen reflejada

en una multitud

de equívocos espejos:

¡vanidad de vanidades!


Ahora que mis recuerdos

se desvanecen...

eso es todo cuanto de mí quedará:

una memoria muerta ya

guardada entre pliegos de papel.




jueves, 2 de noviembre de 2017

NO TE RESISTAS



... de la Red
 
No te resistas;
no intentes
llevar la contraria a la Vida,
ni tampoco ejerzas la fuerza
contra ti mismo.
Si crees que lo haces
frente a todo lo que te rodea,
piensa que tú también
formas parte
de eso mismo.
No hay nada
separado de nada;
por debajo de las apariencias
se halla la única Verdad posible:
todos somos Uno;
y mucho más aún:
todos somos en Uno

miércoles, 25 de octubre de 2017

MICROCOSMOS POÉTICO



... de la Red
            
             Ningún océano, por grande que sea, puede contener apenas una parte de todo cuanto en mi alma cabe.
            ¿De qué estamos hechos que nos sentimos inconmensurables?
            Cuando me miro hacía dentro veo que puedo alcanzar con sólo pensarlo  todo cuanto deseo. Mi imaginación se multiplica  y acrecienta tanto que logro presentir que me conecto con todas las otras mentes y cuerpos que me circundan a distancia. Y gracias a esta extraña y oculta fuerza me experimento tan extenso como el mayor de los universos posibles.
            Sin embargo... cuando observo mi cuerpo: ¡me percibo tan insignificante frente al macrocosmos que me alberga!
            Tal vez, sólo tal vez --me digo a mí mismo--, la causa de esa energía no resida directamente en mi cuerpo, sino que provenga de mucho más lejos, de ese cálido fuego interior que pareciera darle vida  y razón de ser al espejismo que soy.
 
J.L. Pacheco.